Viajar a Italia
×

Ghetto de Venecia

Residencia
Sestiere Cannaregio, 2892-2893 30121 Venezia Italia‎
+39 041 275 9292
CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter

Dentro de la historia de Venecia se encuentra un capitulo que generó un cambio repentino no solo a la ciudad, sino también a los italianos. Este fue con la llegada de los primeros judíos hasta esta parte de Italia, lo cual generó una variación entre la comunidad.

El nombre adjudicado a este sector, proviene debido a que se ubicaba en éstas unas fábricas de fundición, a esta última palabra se le decía “gettare“, de allí proviene la palabra “Gueto” que luego pasó a ser un término usado en todo el mundo para los enclaves judíos.

Ghetto de Venecia

Historia

Era el año 1516 cuando un decreto del Senado había sido aprobado, éste manifestaba que todos los judíos sean confinados a una isla pequeña en Cannareggio.

Se presentaron una serie de inconvenientes que generaron que los hebreos perdieran muchas libertades, entre ellas las de no poder salir del gueto solamente de día y tenían que ponerse señales y sombreros para que los reconocieran, podían trabajar solo en el ámbito del comercio textil, del préstamo de dinero y en la medicina.

A pesar de ello, el pueblo de Venecia no tenía definida una posición con respecto al tema, algunos aceptaban la presencia de los judíos para beneficiarse financieramente, aunque había desazón puesto que los consideraban inferiores respecto a los cristianos.

El Guetto hoy

Con el paso de los años, la comunidad de judíos iba aumentando, lo que generó que el Gueto tuviera cambios y aumento de viviendas. Ya para mediados del siglo XVII, se llegó a registrar 5000 hebreos.

Los visitantes a esta zona pueden apreciar los grandes edificios donde hasta hoy viven los judíos, a su vez, pueden ver el Museo Communità Ebraica que brinda tours de tres de las cinco sinagogas, también puede apreciarse entre ambos lados de la Casa di Riposa monumentos en honor al holocausto.

Ubicación

El Ghetto de Venecia se ubica en la parte noroeste de la ciudad, en la zona de Cannaregio, en el Campo del Ghetto Nuovo.

Dirección: Sestiere Cannaregio, 2892-2893 30121 Venezia Italia‎
Teléfono: +39 041 275 9292

2 comentarios

  1. karmen

    22/08/2012 at 21:01

    Visité la ciudad de Venecia en el tiempo récord de 5 horas.Me quedaron muchísimas cosas por ver,pero estar allí me trasladó siglos atrás.Es una ciudad mágica que te envuelve,es diferente a cualquier otra ciudad.Llegué en tren desde Codroipo,saqué un bono para el vaporetto,y a bajar y subir,viendo los principales edificios y monumentos.La verdad es que me quedé con ganas de quedarme unos días más y visitar la ciudad a fondo.
    Me habían dicho que olía mal,pero a mi no me lo pareció.Lo que sí,muy agobiante por el calor y por la gran cantidad de turistas por todos lados.Me gustó perderme en determinados momentos por las callejuelas y por los estrechísimos canales.
    Quisiera volver alguna otra vez con mi pareja.Si pudiera elegir la fecha,elegiría una con temperaturas ni muy altas ni muy bajas.

  2. André

    29/06/2012 at 21:38

    Me alojé hace 10 días en el barrio de Cannaregio (hotel El Moro de Oriente -Fondamenta de la Sensa-) y me encantó el aire bohemio del barrio y el fantástico ambiente que se respira, porque las viejísimas y auténticas fachadas y los cientos de canales y puentes te trasladan a la Venezia de hace 3 ó 4 siglos. Pasear por la Venezia turística es precioso, pero callejear por sus laberínticas calles (perderte varias veces) y en especial caminar por Cannaregio, es alucinante. Y no digo nada del buen rollo que hay en el bácari “El paraíso perduto” (Fondamenta de la Misericordia), donde se tapea bien y existe un ambiente nocturno inigualable en Venezia (allí hay muy pocos bares de copas). Y hacedme caso: visitad la plaza del ghetto judío, sentaros en un banco y observar a los niños jugando, los mayores hablando o paseando, la gente entrando y saliendo de comercios judíos con cientos de años de historias para dar y contar. Mirad los altos edificios que se construyeron cuando el ghetto empezó a crecer y no cabían todos los judíos… observar y dejar pasar los minutos…. os invadirá un aire melancólico, retrospectivo… es especial, no sé cómo definirlo, o cómo escribirlo… Venezia, Cannaregio, canales y puentes, viejas casas, gentes yendo y viniendo incluso con el frío más intenso… tiendas y más tiendas, vidrios, máscaras, helados, Rialto y su mercado, San Marcos, más gente, los salones del Ducale, el Gran Canal…

    Saludos desde Murcia.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*