Viajar a Italia
×

Catacumbas de los Capuchinos

Las Catacumbas de los Capuchinos (en italiano Catacombe dei Cappuccini), también llamadas Catacumbas de los Capuchinos de Palermo, son unas catacumbas ceremoniales, situadas en la ciudad de Palermo, (Sicilia), en el sur de Italia.

Las Catacombe dei Cappuccini, se encuentran ubicadas al oeste de Quattro Canti, a aproximadamente 2 kms. y es uno de los sitios más visitados de la ciudad de Palermo. Las mismas contienen más de 8000 cuerpos momificados además de esqueletos de algunas importantes personalidades de Palermo embalsamados pro los monjes capuchinos que datan desde inicios del siglo XVII y hasta principios del siglo XX.

Los monjes llegaron a la ciudad en el año 1534 y se asentaron junto a la iglesia de San María della Pace. La primera de sus sepulturas consistía en una fosa que se asemejaba a un aljibe y donde eran arrojados los hermanos muertos. A fines del siglo XVI en la primera excavación se extrajeron alrededor de 40 cuerpos en un increible estado de conservación. Aún hoy se puede apreciar la momia de Fray Silvestro da Gubbio que data de 1599.

Las catacumbas alcanzaron la extensión que tienen actualmente en el año 1732, siendo en los primeros tiempo, privativa de los miembros de la Orden para después acoger los cuerpos de sus benefactores, categorizándose los corredores para los monjes, los niños, los hombres, las mujeres y contando además con un sector especial para vírgenes.

Los cadáveres eran metidos en celdas subterráneas a las que llamaban colatori y durante ocho meses quedaban allí para secarse. Posteriormente eran lavados con vinagre y se los exponía al aire libre durante varios días para finalmente meterlos en nichos o cámaras.

Uno de los más sorprendentes es sin duda el cuerpo de una pequeña niñita de dos años, fallecida en 1920, Rosalía Lombardo, el cual se encuentra en perfecto estado de conservación, que descansa bajo una cubierta de vidrio a los pies del altar de santa Rosalía; y que pareciera estar dormida. Conserva aún la piel rosada y esponjosa y sus rubios cabellos caen sobre su frente.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*